A diferencia de los tradicionales consumibles para impresoras 2D, éstos consumibles estás estandarizados, es decir no se requiere que el consumible de la impresora 3d sean de la misma marca o compatible. Se podrá utilizar cualquier consumible independientemente del fabricante de la impresora, siempre atendiendo al diámetro aceptado de ésta. El filamento 3D se trata de un producto estandarizado.

Los principales parámetros a tener en cuenta y lo que genera ventajas competitivas, son la formulación, tolerancia en diámetro, esfericidad y bobinado. Cuanto más ajustados sean dichos parámetros, de mejor calidad se considera el filamento en el mercado. Con todo estos consejos podrá saber un poco mas para la elección de un buen material a la hora de realizar su impresión 3d online.

CONSEJOS PARA ELEGIR UN BUEN FILAMENTO

¿QUÉ SE CONOCE ACERCA DE LA FORMULACIÓN?

La formulación y origen de la materia prima es muy importante, de ello dependerán el resto de parámetro y por supuesto las propiedades mecánicas y acabado final de nuestra pieza.

Cuando se habla de formulación, no únicamente se tiene en cuenta en la calidad de la materia prima, sino también del pigmento y su dosificación. La utilización del material con una incorrecta formulación y/o una elevado porcentaje de dosificación puede ocasionar problemas en la impresión (acabado menos profesional, hilos en la impresión, atascos.)

El departamento de I+D+i detectó que la utilización de carbonato cálcico en la generación del color blanco en el pigmento ocasiona serios problemas en la impresión y ha sido capaz de no utilizar este componente químico, consiguiendo mejorar la formulación y por lo tanto del acabado del filamento blanco.

En muchas ocasiones, y con frecuencia en España, se encuentran organizaciones que simplemente revenden filamento procedente de países asiáticos, y en la mayor parte de los casos se ve reflejado en la calidad de éste, siendo deficiente, lo que provoca que se atasque el cabezal.

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE LA TOLERANCIA EN EL DIÁMETRO?

Durante la fabricación del filamento, el diámetro de éste debe ser controlado por un láser de diámetro del filamento según extruido. Durante la impresión, el software de la impresora FDM calcula, en base al diámetro del filamento, el diámetro del nozzle y la velocidad de extrusión, el volumen de extrusión. Es decir, la impresora registra el volumen de consumible que se imprime en función de la longitud introducida en el cabezal.

Si el diámetro de la bobina no es estable, el diámetro extruido variará y el volumen final no coincidirá con el teórico y se reflejará en el aspecto físico de la impresión. Tanto si el filamento es demasiado fino como si es demasiado ancho, el filamento se romperá, entorpeciendo la impresión y obstruyendo el extrusor al depositarse en su interior.

Cerciorarte del diámetro del filamento que adquieras coincide con la que anuncia en la etiqueta.

¿A QUÉ SE REFIERE LA ESFERICIDAD?

De nuevo, el filamento debe ser controlado en la línea durante la fabricación a través de un láser de alta precisión que permite medir el filamento en el eje x y el eje y. Un filamento que no mantiene una sección circular homogénea con unas tolerancias de error por +/- 0.05mm, es decir que mantiene una forma ovalada, puede provocar un mal agarre del extrusor generando atascos en el cabezal.

¿BOBINADO APTO?

Habitualmente un bobinado defectuoso ocasiona roturas en el material y atascos en la impresora 3d, por lo que, que no se generen nudos durante la impresión 3d será fundamental, para que no se interrumpa la impresión 3d.

HUMEDAD

Los materiales de impresión 3D suelen caracterizarse por ser materiales higroscópicos, es decir absorben la humedad con gran facilidad. ¿Cómo sabes si tu filamento ha absorbido excesiva humedad?

El filamento ha absorbida demasiada humedad si se generan salpicaduras o pequeñas evaporaciones en la punta la cabeza extrusora. Las impresiones serán pobres y la adherencia entre capas será deficiente.

Un filamento de poca calidad absorberá mayor humedad con cada día que pase. Conservar la bobina en las condiciones adecuadas, evitando la humedad, tras cada impresión es fundamental.

Un filamento de calidad se encontrará retractilado y contendrá bolsas de sílice que mantendrán la humedad en su interior.

Lo más importante es tener paciencia, se trata de una tecnología nueva y cada impresora es un mundo. Siempre debemos probar el material y experimentar para conseguir aquello que nos funcione.

No olvides compartir esta información con todos tus amigos en la redes sociales para que nadie se pierda de esta fabulosa e interesante información