La industria de la moda ha estado implementando la tecnología de impresión 3D desde hace un tiempo, en productos de ropa, zapatos y lazos con joyas, bolsos e incluso paraguas llamativos. Pero los productos de maquillaje también han ido a la alta tecnología con la impresión en 3D: hemos visto aplicadores de lápiz de labios impresos en 3D, y ahora Chanel, que en el pasado ha adoptado la moda impresa en 3D, presenta el primer cepillo de pestañas impreso en 3D del mundo producido y comercializado a escala industrial.

Si bien pueden ser los primeros días para la impresión 3D, no cabe duda de que esta tecnología emergente está lista para transformar la fabricación. De hecho, el futurista Ray Kurzweil, conocido por sus acertadas predicciones sobre el auge de la computación personal e Internet, ha estimado que para el año 2020, habrá una gran cantidad de productos disponibles para la impresión 3D de inmediato, y se convertirá en la norma para que las personas tengan impresoras 3D en sus hogares.

Chanel, una de las principales marcas de lujo en el mundo ha entrado en la impresión 3D. En los últimos tiempos, la impresión 3D ha permitido a las casas de moda y diseñadores individuales imprimir sus joyas y otros artículos relacionados con la moda a través de tecnologías de impresión en 3D.

Chanel siempre ha tenido un objetivo para la innovación; por lo tanto, era muy lógico que la marca francesa recurriera a la impresión 3D para su próxima aventura. Chanel completó una patente para un cepillo de rímel impreso en 3D en 2007; esto significa que la marca ha tardado más de una década en hacer realidad la idea. Sin embargo, cuando llegue al mercado, sería el primero en su tipo en ser fabricado a escala industrial. Chanel ha estado trabajando con Erpro Factory 3D durante los últimos 10 años, Erpro Factory 3D es un especialista en producción masiva de objetos impresos en 3D. En un comunicado de prensa, Pascale Marciniak-Davoult, directora de Packaging Innovation de Chanel Parfums Beauté, explicó:

“Juntos hemos asumido una serie de desafíos tecnológicos para superar los límites de la impresión 3D y ofrecer un producto revolucionario. Por primera vez en el mundo, en todos los sectores de actividad, Chanel Parfums Beauté industrializará enormemente la impresión 3D “.

Cepillo de pestañas Volume Revolution con impresión 3D

El cepillo de pestañas Volume Revolution se creó a partir de poliamida mediante tecnología de sinterización láser. La marca francesa afirma que podrá fabricar 50000 cepillos en un día, 250000 cepillos por semana y hasta 1 millón por mes gracias a la línea de producción de alta tecnología que consta de seis impresoras 3D industriales. El cepillo estaría equipado con microcavidades para absorber el material para proporcionar la dosis correcta de maquillaje, y por lo tanto evita volver a sumergir el cepillo entre cada aplicación.

La impresión 3D no solo se utilizó en la fabricación del pincel, sino que también se usó en la fase de diseño; esto permitió a los diseñadores evitar el proceso de creación de moldes tradicional, que puede ser costoso y consumir mucho tiempo. Este proceso también permitió que el diseño del pincel fuera más preciso y práctico, y tomó más de 100 tipos diferentes de prototipos para finalizar el modelo final. Chanel mencionó que esta forma única de cepillo no hubiera sido posible con los métodos de fabricación estándar, como la inyección de plástico. La impresión 3D ahora ha permitido una forma más compleja de un cepillo de máscara para permitir la distribución homogénea del material sobre las pestañas y así ofrecer un volumen extremo sin la sobredosis de producto.

El futuro de los cosméticos usando la impresión 3D

La impresión en 3D hubiera permitido a Chanel obtener un pincel de máscara complejo y flexible. Este método de fabricación puede permitir que la marca de lujo diseñe diferentes iteraciones de máscara, más que si hubiera pasado por técnicas de moldeo tradicionales. Puedes encontrar más información sobre la implementación de esta revolucionaria tecnología en la marca francesa de modas para ponerte al día con una tendencia que se encuentra escalando exponencialmente y que definitivamente promete crecer mucho más.